Toda La Verdad Sobre La Publicidad

Escarabajo

La mayoría de la gente contesta lo mismo. Cuando les preguntas para qué sirve la publicidad, dudan un momento y enseguida se lanzan. La publicidad te coloca en el mundo. La publicidad te da a conocer. La publicidad mejora la imagen de marca. La publicidad te ayuda a difundir tu mensaje. La publicidad…

Aunque parezca raro, la publicidad tiene poco que ver con todo eso. El único objetivo de la publicidad es vender más a más gente a un precio más alto. Son palabras de Sergio Zyman, vicepresidente de marketing de Coca-Cola durante muchos años.

Las palabras de Zyman son fantásticas. Yo añadiría algo más. El único objetivo de la publicidad es vender más a más gente a un precio más alto durante más tiempo.

Es fácil confundirse. Es fácil cambiar de foco. La imagen, el mensaje, la … son cosas importantes… son cosas importantes sólo si te ayudan a vender más.

Salvador Figueros

Foto: aldenjewell / flickr

Una Fórmula Sencilla Para Ahorrar Dinero En Publicidad

Se le suele llamar publicidad mancomunada (el nombre es feo y algo confuso). En realidad, es una especie de alianza donde dos o más compañías de naturalezas compatibles y mercados similares se juntan para realizar su comunicación de forma conjunta.

Ventajas e Inconvenientes

¿Ventajas? Ahorro de costes, facilidad de puesta en marcha, velocidad de ejecución… Este tipo de acuerdos no requieren de un gran esfuerzo y pueden ser muy efectivos.

¿Inconvenientes? Te toca compartir protagonismo con otras marcas por lo que tu mensaje y nivel de recuerdo puede verse afectado.

Por otra parte, muchos soportes publicitarios suelen cobrar un recargo en función del número de marcas que aparecen en el formato publicitario. En cualquier caso, este recargo nunca anula el nivel de ahorro que supone compartir los gastos de la campaña.

Claves del éxito

La mejor forma de organizar este tipo de acuerdos pasa por encontrar productos complementarios.

¿Qué quiere decir esto? Fácil, si buscas productos que sólo comparten el público al que van dirigido, es muy probable que su convivencia resulte difícil o por lo menos extraña.

Al fin y al cabo son dos productos distintos en el mismo escaparate sin un nexo de contenido que lo justifique.

Este tipo de comunicación conjunta no es muy efectiva. En efecto, ahorras costes pero es dudoso que consigas un nivel de comprensión del mensaje y un índice de recuerdo que sea mínimamente satisfactorio.

Sin embargo, si encuentras productos o servicios que se complementan la historia es totalmente distinta.

Me explico, piensa en ordenadores y software. Son socios ideales para iniciar una estrategia de comunicación conjunta. ¿Por qué? Porque ofrecen productos que se complementan y se aportan valor mutuamente, porque se dirigen al mismo mercado, porque no son competencia, porque… ¿Lo ves?

En este caso, la simbiosis es perfecta. Ordenadores y software no se quitan protagonismo sino todo lo contrario. El mensaje no es distinto y el nivel de recuerdo se ve favorecido por todas estas circunstancias.

Este tipo de publicidad conjunta es la que debes buscar si optas por esta fórmula de comunicación donde te puedes ahorrar parte de los costes de publicidad.

Ejemplo Famoso

Durante mucho tiempo Pizza Hut y Pepsi realizaron campañas de publicidad conjuntas. Es obvio que son dos productos absolutamente complementarios.

Cuando comes una pizza de Pizza Hut (o de cualquier otro sitio) es un momento fantástico para beber tu Pepsi. No se entiende la acción de comer sin la de beber, por lo que cualquier tipo de asociación en este sentido siempre es natural y encaja perfectamente.

Coge papel y lápiz y piensa en todos las compañías que puedan ser complementarias. Analiza que tipo de comunicación hacen y estudia si tendría sentido involucrarte con ellas. Si es así, plantea una posibilidad de colaboración en términos de comunicación conjunta, promoción conjunta,… y empieza a contactarles.

Salvador Figueros

Publicity Es Una Palabra Extraña Que Debes Conocer

publicity

La Publicity consiste en darle historias interesantes a los medios para que la amplifiquen y la hagan llegar a cuantos más mejor.

Si eres capaz de mirar la noticia desde otro ángulo y entregar a los periodistas un enfoque nuevo y fresco, tienes muchas probabilidades de que tu noticia tenga una buena cobertura mediática y te aporte un gran valor en términos de comunicación publicitaria a coste cero.

Puedes ver un gran ejemplo en “El secreto del hombre que vendió el puente de Brooklyn”. Repásalo con cuidado y aprende cómo se puede llegar a tener una gran repercusión mediática con una gran idea. Aquí, te dejo de nuevo los pasos que tienes que seguir si quieres que tu historia tenga un gran alcance.

1.- Encuentra una historia atractiva

En las facultades de Periodismo se suele decir que “si un perro muerde a un hombre no es noticia, pero la cosa cambia si es el hombre el que muerde al perro”.

Da con esa idea que resulte chocante y despierte el interés de la gente. Lo normal, lo cotidiano no resulta llamativo. Descubre enfoques que no se hayan utilizado hasta el momento y sorprende al mundo.

2.- Escribe un Titular arrebatador

¿Qué es un Titular arrebatador? Un Titular con tanto magnetismo que te obliga a leer todo lo que hay a continuación. “Un hombre de New Jersey vende el Puente de Brooklyn…por 14,95 $” es un Titular arrebatador.

Si no tienes especiales habilidades para la escritura, no te preocupes, siempre puedes echar mano de un copywriter (redactor) profesional o aprender de lo que han hecho otros.

3.- Redacta tu Nota de Prensa

Aquí tienes dos posibilidades: primera, redactar una nota de prensa tradicional en la que reflejas de forma breve la información que te gustaría que los medios hiciesen llegar al gran público; segunda, escribir una carta que intente provocar una entrevista posterior con el medio en cuestión.

Las dos opciones son válidas, pero la que, sin ningún tipo de duda, te puede aportar mayor nivel de notoriedad es una entrevista con un medio. Si puedes, ve a por ella.

4.- Incorpora los detalles logísticos

No olvides reflejar todos tus datos (dirección, teléfono, correo electrónico, disponibilidad,…) con el fin de facilitar la posibilidad de contacto con el medio.

¡Ojo con este tema! Los periodistas son gente muy ocupada y es muy probable que no dediquen ni un solo segundo a averiguar tus datos y abandonen tu noticia por otra que refleje toda esta información de forma clara y sencilla.

Sería una pena dejar pasar esta oportunidad sólo porque se te ha olvidado escribir tu número de teléfono.

5.- Elabora tu lista de destinatarios

Investiga quiénes son las personas que por la responsabilidad que tienen (editores) y el medio en el que trabajan son el destino lógico de tu comunicación. Hazte con tantos nombres como te sea posible y envíales una copia de tu carta.

¡Cuidado! Envíales una copia de tu carta (con un matiz) si su medio es afín al contenido que intentas divulgar. Es decir, NO envíes información financiera a una revista del corazón. Lo único que conseguirás será molestar al editor que tiene que pelear con la saturación de la bandeja de entrada de su correo electrónico.

6.- Envía la información y realiza un seguimiento

Maneja este punto con delicadeza. Algunos periodistas estarán encantados de recibir tu llamada y decirte si la noticia tiene visos de prosperar, pero hay muchos que no se sienten cómodos atendiendo las innumerables llamadas de seguimiento que reciben todos los días.

Identifica los distintos perfiles y trata a cada uno como quiere ser tratado.

Las cosas son más fáciles

Afortunadamente, hoy en día todo son facilidades. Puedes escribir tu nota de prensa y enviarla personalmente a todos los medios, contratar a una agencia de Relaciones Públicas para que lo haga (es una posibilidad correcta, aunque te puede salir algo caro) o aprovechar el florecimiento de los servicios de notas de prensa online que de forma gratuita o por precios inferiores a los 100€ pueden hacerlo por ti.

Yo trabajaría con un combinado de alternativas. Los grandes medios, los importantes, los gestionaría directamente y el resto de los medios (pueden ser miles) se los cedería a un servicio online.

Los resultados

Los resultados de este tipo de campaña pueden ser increíbles. Si has conseguido un buen titular y una buena historia, tendrás muchas posibilidades de que muchos medios se hagan eco de la noticia.

No te habrá costado un euro (o una pequeña cantidad de dinero) y, además, habrás conseguido lanzar un mensaje publicitario haciéndolo pasar por noticia.

Trabaja en las posibilidades dramáticas que tiene tu producto con el fin de ver si es posible desarrollar una buena historia que resulte interesante a los periodistas (tu primer cliente) y que pueda enganchar con el gran público.

Si tu producto es el inicio de una nueva tendencia o supone una ruptura importante con lo que había hasta ahora o…, entonces es probable que puedas darle el formato de historia interesante (las tendencias, los cambios radicales,… son noticia y tu labor es hacer que tu historia sea noticiable).

Sin embargo, si no consigues encontrar esa historia interesante y ese titular que invite a la lectura, las probabilidades de que algún medio lo reproduzca son inexistentes.

No menosprecies el valor de la Publicity. Desde el punto de vista de comunicación comercial, es una de las grandes opciones cuando lo haces bien.

Sólo tienes que estar muy atento a todo lo que te rodea, identificar y trabajar historias sorprendentes y tener la pasión por contarlas a todo el mundo. Antes o después, los resultados llegarán. Seguro.

Salvador Figueros

Foto: heykellieee / flickr

El Dinero Está En El Titular

titular

Las cosas son así y hay que entenderlas. Para ganar dinero hay que conocer las reglas. Cuando las conoces, es diferente. Cuando las conoces puedes saltártelas, puedes probar, pero tienes que saber qué es lo que  estás haciendo.

El dinero está en el titular. Es una especie de máxima del marketing. Cuando haces algo, cuando comunicas algo, tu titular es lo más importante. Tu titular de prensa o de revista o de cualquier otro medio.

El objetivo de “El Titular”

Tu titular sólo tiene una función: captar la atención de tu cliente potencial. El anuncio es importante, pero el titular es definitivo. Si no captas su atención, el resto no importa. No importa porque nunca lo consumirán, nunca sabrán cómo es. Lo que no se consume no existe. Es así.

Implantología de Carga Inmediata

Abres un periódico y lees un titular: “Implantología de Carga Inmediata: rápida, cómoda y nada traumática”.

Sí, es un titular como lo podría ser otro. Es un titular como hay cientos de ellos. El problema no está ahí. El problema está en que no consigue su objetivo.  No engancha o, por lo menos, no engancha tanto como podría enganchar.

La prueba del algodón

La reflexión es fácil. Pregunta por ahí. Comprueba cuántas personas son capaces de decirte qué es la “Implantología de Carga Inmediata”.

Yo lo he hecho. Se lo he preguntado a las 10 primeras personas que he encontrado. ¿El resultado? Cero. Ninguna. Nadie.  Es así. Nadie sabe qué significa “Implantología de Carga Inmediata”.

El tema podría tener justificación. “Bueno,… tiene sentido. Es lenguaje técnico. Es una comunicación dirigida a profesionales”. Pero no es el caso.

No es el caso porque la página es una página de publicidad en un medio masivo. Porque es una página de publicidad que vende arreglos dentales (sí, eso es “Implantología de Carga Inmediata”) a todos los que lo necesiten. Porque es una página de publicidad típica.

Las Reglas de la Comunicación

El tema es complicado. Si quieres comunicarte con tu público y no consigues que te entiendan, es imposible captar su atención, engancharles, convencerles.

La primera regla de la comunicación es hablar el lenguaje de tu público. Más fácil, para que se entienda: hablar el lenguaje de tus clientes.

La segunda regla de la comunicación es captar su atención.

La tercera regla de la comunicación es contarles algo que les interese.

La cuarta regla de la comunicación es ofrecerles tu solución.

Ninguna regla tiene sentido sin la anterior. Ninguna regla sirve de nada si antes no se ha cumplido la regla previa.

Mucho mejor

Si quieres vender “Implantes de Carga Inmediata” y tu público son personas normales con problemas en la boca, habla para ellos. Utiliza el lenguaje de las personas normales. El que todos entienden.

“Implantología de Carga Inmediata: rápida, cómoda y nada traumática” puede estar bien desde un punto de vista técnico, pero “Consigue una boca perfecta sin dolor y sin tener que empeñar tu coche” puede entenderse mucho mejor.

O “Cómo tener una boca perfecta sin dolor y (casi) sin dinero”.

O “Adiós a las dentaduras antiestéticas con esta técnica revolucionaria”.

O “Una nueva tecnología ayuda a conseguir dentaduras perfectas a precios populares”.

O “¿Tienes problemas con tu dentadura?”.

O… lo que sea. Las posibilidades son infinitas, pero todas tienen algo en común. Todas hablan el lenguaje de todos, el que se entiende. Todas intentan captar la atención de su público.

El dinero está en el titular. Si quieres sacarle el máximo partido a tu comunicación, ¡adelante! Si no lo quieres hacer, sigue rellenando páginas de periódicos.

Salvador Figueros

Foto: Alan Cleaver / flickr

El Salto Más Largo

patrocinios

Un austriaco de nombre impronunciable se monta en un globo, sube hasta la punta del universo y salta con un par.

El mundo entero ve en directo cómo el tipo cae en picado a una velocidad increíble. De repente, pierde el control y parece que entra en barrena. Giros, giros y giros.

Finalmente, todo vuelve a la normalidad. Libera su paracaídas y aterriza plácidamente en algún lugar de Nuevo México. ¡Conseguido!

La hazaña del hombre pájaro

Sí, es una gran hazaña. Alguien sube muy alto y se lanza al vacío detrás de un montón de récords. Es algo que impresiona. El mundo se paraliza para asistir en directo al momento.

Éste sería el primer análisis que acompaña a este tipo de situaciones. Proezas que superan la capacidad de sorpresa de todos nosotros. El interés que despierta todo lo que es distinto, extremo. Todo lo que supera los límites.

Pero hay más análisis. Análisis que también son interesantes. Análisis de los elementos que rodean a este tipo de gestas.

La fuerza de los patrocinios

La hazaña de Felix Baumgartner ha sido increíble, pero la campaña de Red Bull no se ha quedado atrás. Es difícil encontrar acciones publicitarias con tanta pegada como la de Red Bull.

En los días previos y los que siguieron al salto se ha hablado constantemente de Baumgartner y siempre que ha aparecido el nombre del paracaidista extremo lo ha hecho junto a él la marca de su patrocinador Red Bull.

Ha sido una acción de comunicación perfecta. Ha conseguido todos sus objetivos, se le ha visto en todos los sitios y ha reforzado definitivamente el posicionamiento extremo de la  bebida.

Red Bull lo ha hecho porque ha respetado los elementos fundamentales de todos los patrocinios. Los ha gestionado de una forma magistral y ha recogido sus frutos.

Afinidad

La afinidad es el elemento más importante de cualquier patrocinio. ¿Por qué? Porque es la condición necesaria. Si no hay afinidad entre el patrocinador y el objeto patrocinado, todo lo demás carece de importancia.

La afinidad funciona como los pilares de la casa. Cuando los pilares no son los adecuados, lo que pongas encima de ellos se caerá. No hay más secreto. Tampoco hay excepciones. Si no hay afinidad, el patrocinio será un fracaso.

Red Bull tiene un largo historial de patrocinios de deportes extremos. Desde la fórmula uno a skaters acrobáticos, todos los deportes o deportistas que patrocinan tienen en común esta característica.

En este caso, lleva al límite su apuesta por las situaciones extremas. Demuestra una vez más la consistencia de sus acciones de comunicación y refuerza su mensaje.

El salto de Felix Baumgartner es el paradigma de lo que Red Bull lleva haciendo desde siempre. No podía ser otra marca. Red Bull tenía que patrocinar el salto.

Repercusión

La afinidad es la base de todo. Sin ella no se puede construir nada, pero de nada te servirá si el mensaje no llega a donde tiene que llegar: tu público.

Es difícil pensar en otra acción que pueda ser más notoria que el salto de Baumgartner. Lo tiene todo: componente de locura, persecución de récords y apoyo institucional.

Tiene todos los elementos para despertar la atención de los medios. De hecho tiene todos los elementos para convertirse en una de las noticias del año o una de las noticias de la década.

El interés es tan alto que se retransmite en directo y medio mundo se paraliza para ver cómo Baumgartner es el primer hombre en saltar desde más de 39.000 metros de altura, superar la barrera del sonido y batir el récord de caída libre.

Contribución

Puedes desarrollar patrocinios fantásticos trabajando correctamente los dos primeros elementos: afinidad y repercusión. Puede ser suficiente para transmitir tu mensaje.

Pero si quieres que tus patrocinios lleguen mucho más lejos, que se recuerden, que sean increíbles, entonces tienes que contribuir a alguna causa.

Ésa es la guinda. La guinda de los patrocinios excelentes. Lo que diferencia a los patrocinios que son un ejercicio comercial lleno de vanidad de los que quieren aportar algo y dejar su huella.

El patrocinio de Red Bull se encuentra entre los patrocinios excelentes. Los que dejan huella. Los que contribuyen. En este caso, había un objetivo científico: ayudar a desarrollar una nueva generación de trajes espaciales y conocer los efectos sobre el cuerpo de la aceleración y desaceleración supersónica.

La contribución puede ser cualquiera. Sólo tiene que tener sentido. Sólo tiene que aportar valor.

Sí, el objetivo de todos es el mismo: vender más. Pero la forma de hacerlo es distinta. Cuando contribuyes conectas más con la gente, haces que la vida sea un poco mejor y, sí, vendes más.

Los patrocinios son una fórmula magnífica para lanzar tu mensaje y hacerlo llegar a tu público. El patrocinio de Red Bull es una obra maestra.

Seguramente, este tipo de recursos no están al alcance de muchas marcas. Pero, seguramente, las marcas que trabajen la afinidad, repercusión y contribución realizarán patrocinios excelentes.

Salvador Figueros

Foto: Pw95 / flickr

 

18 Maneras Distintas De Mejorar Tu Comunicación

skoda

Ahí van:

1.- Conocer mejor a mi mercado

2.- Utilizar mensajes sencillos

3.- Hablar el mismo lenguaje que mis clientes

4.- Trabajar más mi creatividad

5.- Utilizar medios diferentes

6.- Invitar a la acción

7.- Crear un estilo consistente

8.- Seguir menos a los demás

9.- Escapar de la norma

10.- Entender que el fin de toda comunicación es la venta

11.- Evitar las multitudes

12.- No querer estar en todos los sitios

13.- Apropiarse de algo (medio, soporte, día, sección,…)

14.- Vender mi diferencia

15.- Medir mejor los resultados de mi comunicación

16.- Buscar nuevos puntos de contacto

17.- Pensar menos en el espacio publicitario

18.- Pensar más en la atención de mi cliente

 

Salvador Figueros

Foto: Hugo90 / flickr

 

No Es La Plataforma

Danny MacAskill es un escocés de veintitantos años. Lleva muchos años dando saltos con su bicicleta.

Danny Practica BMX. Es una mezcla entre el trial y el motocross de toda la vida. Sólo cambias la moto por la bici. El resultado es espectacular. Saltos, equilibrios, tirabuzones,… un montón de acrobacias increíbles.

Es el tipo de cosas que impresionan. Cosas que a la gente le gusta ver. Todo lo que se sale de la normalidad es atractivo y Danny es así. Es distinto y es espectacular.

El salto a la fama

Todo empezó a partir de un vídeo. Alguien colgó uno de sus vídeos llenos de piruetas y desde entonces millones de personas siguen sus acrobacias en Internet.

Es una historia conocida. Alguien hace algo, alguien cuelga en Youtube el vídeo de lo que hace y, de repente, aparecen un montón de seguidores enloquecidos que devoran cualquier cosa que caiga en sus manos.

A partir de ahí, la vida cambia y MacAskill se convierte en una celebridad. Un tipo famoso que puede ganarse la vida con lo que hace.

La tentación

Enseguida, aparece la noticia: “Youtube ha hecho famoso a Danny MacAskill”, “Un vídeo en Internet dispara a la fama a un joven escocés”, “Internet es la nueva fábrica de famosos…”.

Ésa es la tentación, pensar que Youtube, Internet,… es la razón de la fama. Es fácil y es intuitivo.

Hasta el vídeo no pasa nada. Después cambia todo. Repercusión, comentarios, artículos, aparición en medios,…

Las cosas son diferentes

Ésa es la tentación, pero no es la realidad. Danny MacAskill no es famoso porque Internet le ha hecho famoso. Ninguna de las estrellas de Youtube lo es.

Todos y cada uno de ellos son famosos porque son distintos, porque hacen cosas diferentes, porque tienen capacidad de sorprender, porque enganchan a su audiencia, porque son únicos.

¿Youtube? Youtube es la plataforma. Es la herramienta que ayuda a difundir el mensaje, a amplificarlo. Es importante. La plataforma cuenta. Hace que todo pase más deprisa.

Pero no es la plataforma la razón de la fama. La razón de la fama es Danny MacAskill. Es su capacidad para hacer cosas increíbles. Es el hecho de ser único.

Salvador Figueros